Posiblemente el sitio más típico de Zaragoza para comer un bocadillo sea el Calamar Bravo, nadie sabe muy bien cual es el truco, pero la verdad es que siempre está lleno y muchas veces hay más gente en la calle en fila para llevarse bocadillos a casa que incluso dentro del local.

Básicamente hace bocadillos de calamares con mahonesa y picante, también patatas bravas muy ricas, pero su aceptación es los calamares.

No se, 10…20, no puedo recordar cuantos bocadillos de estos me habré comido, siempre están muy ricos y sobre todo en verano apetece comprarlo y comérselo uno en la calle, en las escaleras que hay en la calle de al lado (aunque los fines de semana hay un guardia de seguridad) o bien en el Parque de Los Sitios.

Ideal para un bocata rápido si uno está por el centro de Zaragoza.

Bocatería el Calamar Bravo

Calle de Juan Moneva 5
Zaragoza