Nuestra valoración: 3 cachirulos de 5 posibles, restaurante recomendable

Muchas veces había pasado por la puerta del Restaurante Casa Hermógenes, en el centro de Zaragoza, en plena zona de tapeo, realmente tenía curiosidad por este restaurante que está casi escondido, no llama en absoluto la atención, y cuando esto ocurre quiero imaginar que es porque no necesita publicidad, que tienen clientela fija.

Restaurante Casa Hermogenes Zaragoza

Tienen la carta expuesta en la puerta, y sólo hay que echarle un vistazo para ver que tienen platos elaborados y en principio de calidad. Previa reserva telefónica decidimos ir, vamos un grupo de 6 personas.

El local de Casa Hermógenes (6,5).

Entramos y nos reciben cordialmente, sólo hay dos mesas ocupadas, el local es más bien pequeño. La primera sorpresa es que nos hacen bajar a la planta de abajo (yo pensaba que sólo era la planta calle), y nos ubican en la bodega, ideal. Bajando las escaleras hay dos estancias, una de ellas hace las veces de bodega, más privada y llena de botellas de vino, cava y recortes de periódico enmarcados en las paredes. Nos gusta mucho, muy acogedor, perfecto para nuestro grupo. Si van un grupo de 6 personas les recomiendo que soliciten “la bodega“.

Restaurante Casa Hermogenes Zaragoza

Restaurante Casa Hermogenes Zaragoza

Todo el restaurante está decorado de modo clásico, con gusto, sin sobrecargas, sobrio y funcional. El local es para fumadores (hay ceniceros), al ser los techos tan bajos y con la proximidad de unas mesas con otras quizás el ambiente se cargue demasiado cuando el restaurante esté lleno, no puedo asegurarlo, sólo lo intuyo.

Restaurante Casa Hermogenes Zaragoza

El servicio de Casa Hermógenes (7).

Buscando información por Internet del restaurante Hermógenes descubrí varios comentarios con quejas sobre el servicio de mesas de este restaurante, en todos los casos el motivo era la actitud arrogante y altanera de la metre… pues bien, más que desanimarme a ir fue un aliciente para ver en primera persona a esa fiera desatada. Y… nada de nada, nos encontramos un excelente servicio de mesas, al menos a nosotros nos trataron de maravilla dos camareras claramente profesionales y que pisaban suelo firme, sabían hacer perfectamente su trabajo sin tomar protagonismo pero participando en las elecciones de comandas y maridajes aportando calidad. Ojala todos los restaurantes de Zaragoza tuvieran este servicio de mesas, o al menos como a nosotros nos trataron.

Carta de vinos de Casa Hermógenes (7).

Más que correcta, carta completa aunque no demasiado extensa, pero que al 99,99% de los comensales les dará perfecto servicio para maridar sus platos. De agradecer que tienen vinos y cavas de un amplio abanico de precios, podemos tomar un tinto desde 10 euros y un cava desde 14 euros.
En la mesa éramos todos amantes del cava, y cuando vimos un cava llamado “a priori” (que no conocíamos) por 14 euros no lo dudamos y pedimos este, y lo volvimos a pedir, y lo pedimos de nuevo, cuando pedimos la cuarta botella la camarera nos indicó que ya no le quedaba frío y nos sorprendió ofreciéndonos un cava rosado llamado “a posteriori”, que es de la misma bodega de penedés que el primero. Poco hay que decir de cómo estaba el cava cuando nos bebimos 4 botellas, servicio perfectamente frío, un cava Brut Nature pajizo de fina burbuja constante, afrutado y muy refrescante.
Detalle de servicio es el interés que ponía la camarera/sumiller cuando habría las botellas de cava: el cava debe de abrirse muy lentamente y evitar en la medida de lo posible que al abrir la botella de salga el gas, tiene que hacer el mínimo ruido posible, si hace mucho ruido al abrir es que no está bien abierta y se nos escapa mucho gas perdiendo en consecuencia propiedades fundamentales y por ende calidad en nuestra copa.

Restaurante Casa Hermogenes Zaragoza

 

Restaurante Casa Hermogenes Zaragoza

Carta del restaurante Hermógenes (5).

Fundamentada en cocina de mercado, clásica, pero con algunos leves toques de diferencia básicamente en presentación , completa sin extenderse demasiado, tenemos de todo lo necesario para una comida o cena habitual, ensaladas, jamón, pescados y carnes. También tiene abundantes arroces, en la carta tenían al menos dos tipos de arroces.

Comida del restaurante Hermógenes.

Los entrantes (6) y los postres(5) nos gustaron tanto en presentación como elaboración y producto, no obstante los segundos (4) platos patinaron un poco, aunque el producto era bastante bueno la cocina no estuvo lo suficientemente acertada.

Una vez tomada nota de nuestras comandas nos sacaron un aperitivo invitación de la casa, gracias, unas tostaditas con paté (que no pude fotografiar porque mis compañeros de mesa las atacaron sin piedad).

De primeros tomamos un plato de jamón y una ensalada, el jamón muy bueno y bien cortado nos sentó muy bien, y no se por qué se terminó completamente antes de comenzar la ensalada que además de su calidad de producto gozaba de una bonita presentación.

Restaurante Casa Hermogenes Zaragoza

 

Restaurante Casa Hermogenes Zaragoza

De segundos tomamos:
Chuleta de Ávila: buen producto pero demasiado hecha para haberse pedido al punto, además le faltaba sal, se hubiera agradecido un poco de sal de maldón o similar por encima. La chuleta venía emplatada junto con unas tiras de patata frita, Diego Peña (ver foto) uno de los mayores expertos en patatas de España no pudo reprimirse y probarlas, nos indicó que no era la mejor variedad de patata para freir, nos comentó que cultivan expresamente determinadas variedades para cocinar de formas específicas, como es el caso de las patatas para freir, las patatas para asados, etc.

Restaurante Casa Hermogenes Zaragoza

Restaurante Casa Hermogenes Zaragoza

Lubina al Orio: bien de cocina, presentación, cantidad y producto.

Restaurante Casa Hermogenes Zaragoza

Entrecotte: se solicitó a cocina que estuviera muy hecho y así lo hicieron, buen producto y en el punto que se pidió.

Restaurante Casa Hermogenes Zaragoza

Chipirones: un abundante plato de chipirones con una excelente presentación y un correcto punto de cocina.

Restaurante Casa Hermogenes Zaragoza

Paella de bogavante para dos personas: una lástima el deficiente punto del arroz, granos muy hechos, otros crudos, totalmente seca (si, ya, la paella no es arroz caldoso, pero una cosa es eso y otra esto), los granos apelmazadazos unos con otros, sin embargo de sabor estaba muy buena pero perdía toda la gracia con su deficiente textura. Me habían hablado muy bien de los arroces de casa Hermógenes, así que supongo que normalmente les saldrá mejor, pero a mi esta es la que me tocó. La cantidad muy geresosa, era para dos personas pero pueden comer 3 ó 4 perfectamente, de sobras. Y repito que de sabor estaba buena, pero en conjunto cojeaba.

Restaurante Casa Hermogenes Zaragoza

 

Restaurante Casa Hermogenes Zaragoza

De postres tomamos helados, trufas y tartas, estaban buenos aunque tampoco ninguna sorpresa.

El precio del restaurante Casa Hermógenes (5,5):

263.86 para 6 comensales, 44 euros por persona, aunque este precio hay que ajustarlo: tener en cuenta que bebimos 4 botellas de cava, 2 cervezas, 2 botellas de agua y una cocacola 68.1 euros para 6, 11.35 euros por persona en bebida no es lo habitual, más normal es unos 8 euros por persona de forma que el precio por persona se quedaría en unos 40 euros de media. El precio no me parece abusivo para el local, el producto y el servicio, como ya he comentado antes falló algo la cocina. En definitiva correcto.

Restaurante Casa Hermogenes Zaragoza

Resumen restaurante Casa Hermógenes (5,75).
Un local en el mismo centro de Zaragoza, con servicio de mesas profesional, un local acogedor aunque algo justo de espacio, con una carta de vinos de amplio abanico de precios y buenos cavas, aceptable en producto , precio correcto sin ser barato. El único problema es encontramos es que para una cocina de mercado, sin complicaciones salvo el punto, encontramos algunas deficiencias que podrán haber sido que el chef no tenía el día, pero nos las encontramos y hay que tenerlo en cuenta. Recomendable para una cena o comida si se busca una mesa de cocina de mercado y buen servicio en el centro de Zaragoza, desaconsejado para cenas románticas porque aunque el servicio si que acompaña las mesas están demasiado juntas y no tenemos nada de intimidad. En general recomendable.

Restaurante CASA HERMOGENES Zaragoza.

Si usted ha estado en este restaurante puede añadir los comentarios que desee para indicar al resto de clientes como ha sido su experiencia. Gracias.

Restaurante Casa Hermogenes Zaragoza

Localización del Restaurante Hermógenes en Google Maps.

Categoría: Restaurante de un tenedor.
Dirección: Libertad,14
C.P.: 50003
Población: Zaragoza
Observaciones: contacto :Hermogenes Carazo Manuel

web: www.casahermogenes.com