Nuestra valoración: 3 cachirulos de 5 posibles, restaurante recomendable

  • Dirección del restaurante: Calle Pamplona Escudero 6, 50005, Zaragoza
  • Tipo de Cocina: Aragonesa, especializado en ternasco de Aragón, asado y parrilla.
  • Fecha de la visita: mayo 2010
  • Horario: lunes descanso semanal, martes y miércoles de 11 a 16, de jueves a domingo 11 a 16 - 20 a 00. Los martes y los miércoles por la tarde servicio exclusivo y personalizado a grupos de más de 20 personas.

El ternasco de Aragón, emblema gastronómico de nuestra tierra por excelencia, tiene ahora un restaurante dedicado exclusivamente a sus bondades, que son muchas. La Ternaskería.

La principal peculariedad de este nuevo restaurante de Zaragoza es que todo lo que ofrecen proviene del ternasco, de Aragón, con Denominación de Origen. Desde el afamado Asado de ternasco, hasta bocadillos del mismo, pasando por las inigualables chuletas o costillas a la brasa.

Restaurante La Ternaskeria, Zaragoza

Desde aquí aplaudo esta iniciativa, que se la merecen nuestros corderitos, que tantos buenos momentos en la mesa nos han dado, y deseo también que les acompañe el éxito, cosa probable viendo la buenísima relación calidad precio de sus menús.

El salón del restaurante.

La Ternaskería tiene dos espacios, una barra a la entrada, un bar, donde dispensan tapas, vinos, y unos bocatas tremendos, tanto para el local como para llevar, y una sala interior, el restaurante, ambientado en las paredes con elementos propios de rebaños y pastores de nuestras tierras, con mesas y sillas sobrias, también algunos bancos corridos para aprovechar más el espacio en los rincones. En síntesis podríamos hablar de funcionalidad decorada al objetivo del restaurante, los corderos.

Restaurante La Ternaskeria, Zaragoza

Ambos espacios son de fumadores, pero anotar que aunque había personas fumando, tampoco muchas, no nos molestó el humo, los techos altos y una buena extracción se encargaron de evitarlo.

El servicio de la Ternaskería.

Muy educado, rápido y atento. Acorde al precio y al local. El día de nuestra visita, dos camareros daban servicio a todas las mesas, siendo al menos uno de ellos propietario del restaurante. Observamos tanto en nuestra mesa como en el resto un trato muy cordial y diligente, sin tiempos de espera, con explicaciones completas sobre los menús y recomendaciones de platos según los gustos. Durante la comida ponían interés en si les estaba gustando a los clientes sus elecciones, pero con interés real, hay que tener en cuenta también que sólo lleva abierto un mes este restaurante y seguro que ponen todo de su parte para ofrecer lo mejor “testeando” posteriormente a los comensales para detectar cualquier tipo de posible mejora. Un servicio eficaz y eficiente, sin más historias, lo que necesita el restaurante.

La carta del restaurante.

Lógicamente el ternasco es la piedra angular del restaurante La Ternaskería, en múltiples versiones, asado, a la brasa, en chuletas, costilla y espalda, en croquetas, tajo bajo, …

Pero “no sólo de ternasco vive el hombre“, como indica el menú de la ternaskería, así que encontramos también muchos otros platos, todos con ingredientes de Aragón, que ya hacía falta un restaurante así, como la ensalada con cebolla de fuentes y olivas de Caspe, o la de toque con longaniza de Aragón. También aparece un apartado de “Pijadicas” con cocina típica aragonesa, o no tan típica pero con ingredientes cien por cien de nuestra tierra.

La carta se estructura en menús cerrados.

  • Menú del día, de martes a viernes por 9 euros. Con entrante, plato principal y postre.
  • Menú infantil, por 9 euros. Pasta, costillas y helado o fruta.
  • Menús de 15 euros, 20 y 25 euros, con primero, segundo, postre y vino o cerveza, todos ellos muy contundentes, los precios fundamentalmente varían por el coste del producto, por ejemplo el de 25 euros consta de costillas de ternasco que lógicamente son más caras que las de pierna y riñonada que componen el de 15 euros.

De cualquier forma los menús de la carta de la ternaskería son muy adecuados en relación calidad precio y para comedores, de hecho nosotros no pudimos terminarnos todo.

Se agradece también que en la página web de la ternaskería podemos encontrarnos perfectamente explicados los menús y sus precios.

Otra oferta de la ternaskería a tener muy en cuenta son sus bocadillos, para tomar en barra o bien para llevar, de ternasco (chuletas de ternasco a la brasa en pan de cañada de Teruel), de los que podemos disponer por 7 euros, junto con un acompañamiento completo y un porrón de vino o cerveza, también los venden solos sin acompañamiento por, creo recordar que 5 euros. Sin duda una muy buena opción para todos los que quieren cenar de bocadillos pero no dejando al lado la calidad.

La Ternaskeria, restaurante Zaragoza.Restaurante La Ternaskeria, Zaragoza

Restaurante La Ternaskeria, Zaragoza

El precio de la Ternaskería.

Comimos dos personas por el precio de 40 euros, 20 euros por persona. Habiendo elegido el menú intermedio. Como ya he indicado la relación calidad precio es muy buena. Los menús cerrados de 15, 20 y 25 euros incluyen un menú completo con primero, segundo, postre y bebida. De muy buena calidad y abundante “material“.

Habitualmente los menús de precio cerrado son las mejores opciones, en este caso también, el precio no varía por la cantidad, siendo todos más que suficientes, sino por el producto, puesto que hay productos más caros (aún siendo todo ello ternasco con denominación de Origen), como las costillas y otros más económicos como las chuletas de pierna.

Restaurante La Ternaskeria, Zaragoza

Resumiendo, muy buen precio.

La carta de vinos.

Se compone de 10 referencias de tintos, tres blancos, dos rosados y tres cavas, todos ellos de Aragón, como debe de ser. ¿Cómo mejor maridar un producto que con el vino elaborado en las mismas tierras?, con el mismo zierzo, con el mismo sol abrasador de verano y el frío helador del invierno.

Diez de estas referencias están incluidas en el precio (una botella para cada dos personas), que además podemos beber en porrón, seña de identidad en Aragón durante mucho tiempo, ahora en desuso. Si elegimos el porrón podemos también solicitar baberos, sí, baberos, para no ponernos como un “Cristo” si no tenemos mucha costumbre o cuando el vino ya ha corrido generosamente por nuestras gargantas.

El resto de los vinos tienen un suplemento, esto es, si queremos un vino más caro del incluido (que son suficiente buenos) sólo hay que abonar 2, 4, 5, 6 ú 8 euros de suplemento por botella, ideal forma de resolver la cuestión, cada uno se gasta lo que quiere.

Con los menús nos entra la primero botella, las siguiente se abonan, pero a un muy buen precio, desde 8 hasta 15 euros. Buena forma de animar un restaurante, vinos a buen precio,… que alegre se vuelven las mesas de grupos a partir de la segunda botella, y que tristes por contra las abstemias…

El producto.

Todo producto de Aragón, todo un lujo, que ya hacía falta en Zaragoza. Con principal presencia del ternasco, lógico, tanto a la brasa como al horno nos resultó de muy buena calidad en el paladar. Vaya, que la ternaskería es un restaurante de producto Aragonés y donde podemos darnos un homenaje de ternasco por un módico precio.

El vino que tomamos en la ternaskería.

Bespén 2008 Somontano.

Un vino correcto, fácil de beber y cómodo, de trago largo. Poco conocido pero que cumple perfectamente sus funciones, y que marida bien con el ternasco. Fue servido a temperatura ambiente, que serían unos 18 grados, sin embargo este vino mostrará un mejor comportamiento servido a unos 14-15 grados, puesto que subiendo de esta temperatura se detectan algunas descompesaciones que se ocultarán con unos grados menos de servicio.

Restaurante La Ternaskeria, Zaragoza

Como ya he comentado podemos pedir un porrón (y baberos si queremos, no es coña) para integrarnos más en nuestra cultura Aragonesa de toda la vida, nos echaremos unas risas y seguramente también alguna mancha.

Comimos en la ternaskería.

Comimos el menú de 20 euros, con una ensalada, una “pijadica“, un mix de ternasco y un asado (sólo los sábados y domingos hay asado, o cualquier otro día previo encargo), con postre y vino. Todo por 20 euros por persona, perfecta relación calidad precio.

Croquetas de ternasco, invitación de la casa, gracias. (preguntamos si siempre sacan un detalle a los cliente y nos indicaron que no siempre, según lo agobiada que va la cocina y el servicio). Estaban buenísimas, caseras y con auténtico ternasco en su interior.

Restaurante La Ternaskeria, Zaragoza

Ensalada Cesar-Augusta, con toque de longaniza de Aragón. Una copiosa ensalada, con cúspide de longaniza de Aragón, muy buena, que fue para compartir, quizás para uno sólo es demasiado.

Restaurante La Ternaskeria, Zaragoza

Una pijadica, risotto de morcilla y queso viejo de Santa Eulalia. Buenísimo, todo un punto, cremoso en su textura, y complejo en intensos sabores en paladar, para amantes de sabores fuertes, la presentación desmerece la calidad final, recomendable.

Restaurante La Ternaskeria, Zaragoza

Asado de ternasco de Aragón, muy bueno, realmente acertado. Sólo los sábados y los domingos hacen asado (cualquier otro día previo encargo) de forma que si vamos este día sabemos con total certeza que es un asado recién hecho, un muy buen punto y un producto excelente.

Restaurante La Ternaskeria, Zaragoza

Mix de Ternasco con pinchos mudéjares, chuletas de pierna y tajo bajo al ajillo.Una bandeja enorme, que no pudimos terminar, con diferentes partes del cordero, ternasco, todas ellas a la brasa, muy bueno, y muy copioso, y por si era poco se sirve con otra fuente de patatas fritas y pimiento asado. Para comedores.

Restaurante La Ternaskeria, Zaragoza

Fruta fresca “peladica. Ideal postre para desengrasar después de una pantagruélica comida. Un postre para vagos, una fuentecita de diversas frutas ya peladas.

Restaurante La Ternaskeria, Zaragoza

Sorbete de limón. Otra buena y refrescante idea para finalizar la comilona.

Restaurante La Ternaskeria, Zaragoza

Opinión y resumen del restaurante la ternakería.

En la ternaskería por entre 15 y 25 euros podemos disfrutar de unos muy buenos menús cerrados completos, copiosos, con primero, segundo postre y vino. Con todo producto de Aragón, impregnado en nuestras tradiciones de siempre, como el uso de porrón, optativo. Los diferentes precios varían en función el coste del producto, el más caro, el de 25 euros incluye costillas mientras que el primero, el de 15 es tanto costillas, pierna y riñonada. Vinos muy correctos están incluido en el precio, pero podemos mejorarlo por un módico precio, igualmente las siguientes botellas nos resultarán económicas. Todo ello en un salón para unas 30 personas en un local céntrico. A tener muy en cuenta también los bocadillos de ternasco, para tomar en la barra o para llevar, que son una excelente opción para una cena rápida e informal. En definitiva un restaurante recomendable para disfrutar plenamente de uno de los productos estrella en nuestra tierra, el ternasco.