Nuestra valoración: 4,5 cachirulos de 5 posibles, restaurante muy recomendable(4,5 cachirulos)

  • Dirección: Hotel Palafox (5*) Calle Casa Jimenez s/n, Zaragoza
  • Tipo de cocina: mercado con toque actual.
  • Precio: menús todo incluido de 25, 36, 49 euros, también un menú de 16 euros bodega no incluida.
  • Fecha de la visita: febrero del 2015.

Desde que estamos en tempestad económica, hasta el más “pintado” teme a la zozobra, y adapta su navegación gastronómica a los vientos que corren. Nada bueno tiene esta  tempestad, sólo, quizás, que algunos de los mejores restaurantes de Zaragoza, como es el restaurante Aragonia Palafox, han incluido en sus cartas menús más económicos manteniendo el alto nivel del restaurante y su “estatus” en la sociedad y en la gastronomía.

Restaurante Aragonia Palafox, Zaragoza

El salón del restaurante Aragonia Palafox.

El restaurante Aragonia Palafox es elegante, así lo percibimos visualmente,  de colores claros, espacios desahogados y acogedoras mesas. La armonía de sus colores y formas se hacen cómplices de nuestro sosiego, del estar bien, del amable susurro y lejos del tormentosos bullicio. Un restaurante para disfrutar del bien más preciado que tenemos, el tiempo, huir de las prisas y poder gozar del ahora en una excelente mesa.

Restaurante Aragonia Palafox, Zaragoza

El restaurante Aragonia Palafox tiene dos accesos, uno directamente desde la calle bajando unas escaleras, y otro desde la recepción del hotel a través de escaleras mecánicas o ascensores, ningún problema de accesibilidad.

El Servicio.

Exquisitamente profesional, todas las veces que he estado he sido atendido a la perfección, recepción, abrigos, acompañamiento a mesa, presencia del metre, atención de los camareros y conocimiento de los platos, tempus de servicio, formas y trato, empatía, y despedida a la salida. Todo ello sin usurpar nuestro particular consulado, donde nosotros marcamos el ritmo.

La carta de vinos.

Por derecho propio el restaurante Aragonia Palafox tiene premios como una de las mejores bodegas de España, más de 1500 referencias perfectamente catalogadas que descansan plácidamente en la bodega a ser llamadas a servicio. Con algunos vinos exclusivos de coleccionista (miles de euros la botella) y muchos otros seleccionados especialmente, pero sin olvidar también a los vinos más económicos (14, 15 euros botella) que son necesarios para los clientes que no quieren un gran gasto en bodega
Todo ello dirigido por Jesús Solanas, alma de la bodega y del restaurante por extensión, conocedor manifiesto de los tesoros que esconde y magnífico “maridador” de platos. Yo recomendaría sin lugar a dudas que el nos maridara los platos, siempre acorde al precio que deseemos gastar, el éxito estará garantizado.

Carta de platos.

Cocina fundamentada con el mejor producto seleccionado  para agradar a los paladares más exigentes, dando valor a la gran materia prima de nuestro entorno, lo mejor de la huerta de Zaragoza y el inigualable ternasco de Aragón. Además de pescados salvajes y otras sensacionales carnes. Todo ello mimado en unos platos bien presentados y equilibrados.

Hace no demasiados años era complicado comer en este restaurante por menos de 50 euros, sin embargo ahora podemos comer desde 16 euros hasta 49 con menús cerrados, y a partir de unos 55 euros a la carta.

(Los vinos son seleccionados especialmente por el Sommelier del restaurante).
Comer a la carta, la opción más versátil, en la cual encontramos estos distintos apartados:

  • Entrantes: de 16 a 26 euros, precio medio 18 euros. Ejemplo: Atún rojo templado con miso rojo, sake y aguacate.
  • Arroces y pastas: de 16 a 20 euros, precio medio 18 euros. Ejemplo: Arroz de pollo de corral, con almendras, avellanas sot-l´ y-laisse y katsuobushi.
  • Pescados: de 24 a 29 euros, precio medio 27 euros. Ejemplo: Rodaballo salvaje al horno con crema de coco, huevas de pez volador y borraja de Zaragoza.
  • Carnes: de 22 a 25 euros, precio medio 23 euros. Ejemplo: Solomillo de buey a la parrilla, jugo al oporto, patata confitada, cebolla caramelizada y zanahoria baby.
  • Postres: de 7.5 a 9 euros, precio medio 8,5 euros. Ejemplo: Pastel de chocolate Guayaquil con sorbete de cítricos.

Precio medio de comer a la carta, con una botella de vino para dos, precio medio, dos primeros, dos segundos (un pescado y una carne) y postre para compartir: 18+18+27+23+8,5+16 = 110,5 para dos personas, osea, 55.25 euros por persona.

¿Qué opción elegir?

El restaurante Aragonia Palafox con esta nueva carta apuesta claramente por dar gusto a más público, abre el abanico en los precios “hacia abajo”, incorporando un menú más económico. Pero por otro lado no cierra el abanico por el otro extremo, sino que mantiene el altísimo nivel de su carta para los afortunados que puedan disfrutarla.

  • Comida diaria de trabajo: el menú “cuatro al cuadrado”, 16 euros, perfecto para luego continuar con el trabajo.
  • Quiero probar uno de los mejores restaurantes de Zaragoza, sin incurrir en un gran gasto: los menús “al cuadrado”, de 25  y 36 euros todo incluido, seguro salimos encantadados.
  • Momento especial, cena romática, etc: menú “siete al cuadrado”, 49 euros todo incluido, será seguro una experiencia inolvidable.
  • Los más exigentes, “sé lo que quiero”: Me apasionan determinados platos, se claramente lo busco, la carta, a partir de 55 euros.

Lo que comimos.

Como he indicado cenamos el menú Aragonia Palafox, muy buena opción. Se trata de un menú cerrado de 25 euros todo incluido, que consiste en un primero (a elegir entre varios), un segundo (a elegir entre varios) y un postre, (también a elegir entre varios). Incluye también el agua y el vino. Precio final por persona 25 euros.

Tartare de judías de soja y atún rojo con emulsión de miso, fino y sake.
Un plato que interesante, por su sabor intenso y acertado y además por su divertida presentación,  lo recomiendo, pero ocurre como casi siempre con los buenos atunes rojos… que siempre apetece más.

restaurante Aragonia Palafox

Pasta fresca artesana con salsa de tomate, berenjena asada, queso ricotta y albahaca.
Buenísima pasta artesana elaborada en la propia cocina, pero si buena estaba la pasta la salsa estaba realmente conseguida, deliciosa, un plato más contundente en cantidad para buenos comedores.

restaurante Aragonia Palafox

Lomo de Bacalao desalado con calabaza y bulbo de hinojo.
De presentación elegante tampoco desmerece a los buenos comedores por su tamaño, y además de la mano de la calidad en el paladar, suave pero intenso al mismo tiempo, muy rico.

restaurante Aragonia Palafox


Arroz meloso de pato Mulard, jengibre y leche de coco.

El arroz con pato es un plato delicado, exigente, que “tiene lo suyo”, este nos transmitía una sensación y experiencia educada en el paladar, coqueta en su relación con nuestro espíritu, y es que el pato es así, distinguido, y en este plato lo han conseguido plasmar. Muy recomendable.

restaurante Aragonia Palafox


Lasaña de frutas naturales al vapor.

Apetecible por fuera pero también por dentro, para los amantes de la fruta tras las comidas, entre los que me incluyo, un placer.

restaurante Aragonia Palafox


Pastel recomendado por nuestro repostero.

Ideal para los más lamineros, muy rico de sabor y de evidente cuidado en presentación y creación.

restaurante Aragonia Palafox

Resumen y opinión sobre el restaurante Aragonia Palafox

Este restaurante es un referente gastronómico en Zaragoza, e incluso a nivel nacional, por la calidad en todos sus aspectos, una cocina de mercado con toques modernos fundamentada en un producto de primer nivel, con un mimado emplatado y un servicio de mesas perfecto. Todo enmarcado en un elegante salón con delicados detalles donde se respira sosiego y se disfruta del tiempo. Otro gran aliciente de esta bodega es su Sumiller, que ha atesorado una de las mejores bodegas de España en hotelería como indican sus premios locales y nacionales. Gracias esto podemos dejarnos asesorar para maridar nuestros platos y deleitarnos con los vinos que nos recomiende, siempre ajustandonos a nuestro presupuesto.
Una gran noticia es que han incluido en su carta nuevos menús más económicos, a partir de 25 euros todo incluido, (incluso uno de 16 euros más bodega) que es una excelente opción para probar este restaurante. No obstante seguimos teniendo la carta con un altísimo nivel que nos saldrá a partir de 55 euros.

En definitiva el restaurante Aragonia Palafox abre sus puertas y nos ofrece un sinfín de oportunidades para disfrutar de la gastronomía. Un restaurante muy recomendable.